El costo oculto de los desperdicios

Google+ Pinterest LinkedIn Tumblr +

Comunicado de prensa Unilever

Según la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), más de 1.300 millones de toneladas de comida son desperdiciadas cada año en todo el mundo.

En Costa Rica, un 40% de los alimentos se desperdician o desechan incluso antes de ser consumidos y lo más lamentable es que el 60% de esos alimentos se pierden por descuido, al no utilizarlos a tiempo.

“Unilever se ha dado la tarea de capacitar mediante charlas y talleres a su público de interés (chefs, profesionales de la gastronomía, estudiantes de cocina, entre otros) con el fin de educar sobre el uso adecuado de los alimentos y así disminuir el desperdicio”, comentó Carlos Rodríguez, chef de Unilever Foods Solutions.

Existen costos que deben tenerse en cuenta al estimar los gastos generales de los desperdicios. Hay implicaciones económicas que pueden determinar el éxito o el fracaso de un negocio, por ejemplo: el costo de la mano de obra, energía desperdiciada en la entrega, conservación y preparación y otros riesgos.

Rote los alimentos conforme los vaya adquiriendo, utilizando el sistema PEPS (primero entra primero sale).

En el país gran cantidad de este desperdicio se debe a una mala planificación, utilización y aprovechamiento de la materia prima e insumos.

Algunos estudios a nivel mundial arrojan datos de que la mayor parte del desperdicio se da en centrales de abasto, supermercados, restaurantes y hoteles.

El proceso de elaboración de los alimentos tiene una huella de carbono muy alta, ya que se encuentran procesos de cultivo, transporte, procesamiento, empaque, venta y preparación de la comida, y en su mayoría tienen un gran impacto en el planeta.

Share.

About Author

Deja un comentario